Actualidad Mútua

«Un reto importante»

Quiero agradecer muy sinceramente la confianza que ha depositado en mí el Consejo de Administración. Para mí es un honor dirigir la Mútua, fundamentalmente a su equipo humano, su gente. Me gustaría ser un buen director de orquesta; creo que tenemos buenos músicos y debemos trabajar para tener los mejores, y para que la orquesta no desafine nunca.Detalle de las manos de un escalador subiendo una montañaNo tenemos más remedio que vivir el tiempo que nos ha tocado vivir, sin bajar los brazos, pero recuperando los valores que se han ido perdiendo a lo largo de los últimos años, porque el desastre económico al que hemos llegado no es ajeno a la crisis ética que arrancó en los años ochenta.No creo que nadie pueda negar que la crisis económica está íntimamente relacionada con la crisis moral y que el pensamiento liberal y neoliberal ha ido acompañado de un dejar hacer que ha acentuado lo que “nunca” ha de ser prioritario: egoísmo, consumismo, individualismo, corporativismo... logrando que se diluya la idea de “bien común”.No se ha de inventar nada nuevo, sino desempolvar los viejos valores -entendidos en un abanico muy amplio- abandonados en los trasteros durante décadas.Lo que necesita la sociedad son valores éticos prioritarios. Hay valores sociales, económicos, deportivos...., pero lo principal son los éticos.Y en la Mútua lo tenemos que concretar aportando las cualidades que deben tener los jóvenes para conseguir el éxito (ilusión, talento, preparación y trabajo) y las que dicen que distinguen a las personas brillantes (creatividad, tenacidad y resistencia al fracaso), añadiendo dos conceptos más que despiertan la mente: el intercambio de ideas y la ausencia de dogmas. Hay que poner en letras mayúsculas el esfuerzo, la dedicación y el trabajo en equipo. Anteponer el colectivo por encima de las individualidades es fundamental.Tenemos ante nosotros un reto importante y la mejor manera de afrontarlo es haciendo lo que sabemos hacer: ofrecer una buena asistencia, unas buenas coberturas y un buen servicio. Seguiremos garantizando a los mutualistas la calidad de siempre, dando la adecuada respuesta a la confianza que nos otorgan; “confianza”, que es el valor y la característica que nos diferencia de nuestros competidores y que se traduce en la tranquilidad que aporta la Mútua a los que, con espíritu mutualista y vocación de continuidad, quieren cuidar su salud y su seguridad (en todos los ámbitos aseguradores). Y lo haremos con dedicación y compromiso, porque forma parte de nuestra manera de ser y de entender el mutualismo.