Salud y medicina

El dolor de espalda

El dolor de espalda es una sintomatología común causada, en la mayoría de los casos, por la adopción de malas posturas y la falta de tono muscular. Hablamos con el Dr. Jordi Casas Sabater, Especialista en Traumatología y Ortopedia del Centro Médico Mútua General de Catalunya, sobre las causas y los tratamientos de esta dolencia que afecta aproximadamente al 80% de la población alguna vez en su vida. Dr. Casas, ¿qué tipos de dolor de espalda podemos presentar? Hay varios tipos de dolor de espalda. Los más corrientes son de tipo mecánico y de tipo inflamatorio. Los de tipo mecánico son los que se originan por lesiones musculares, por alteraciones del disco o por sobrecargas fuera de lo normal. Y los de tipo inflamatorio suelen tener un origen reumático o de alteraciones de discos, y son más profundos. En relación al dolor, los de tipo mecánico suelen tener una solución más fácil que los de tipo inflamatorio. ¿Qué causas pueden originar el dolor de espalda? Estos dolores son básicamente muy posicionales. Últimamente, por cultura o por trabajo, somos muy poco activos y esto hace que nuestra musculatura no esté en las condiciones óptimas que tendría que estar. Por otro lado, también hacemos esfuerzos musculares para los que no estamos preparados, o los hacemos sin haber calentado antes o simplemente los hacemos mal. Es una causa muy frecuente de dolor de espalda que puede provocar muchas lesiones, tanto de tipo muscular, como discal y articular. Probablemente algunos de estos dolores tienen alguna interacción con la médula y la salida de los nervios que puede provocar ciática u otros tipos de dolor. ¿Cómo podemos prevenir el dolor de espalda? Para prevenir los dolores de espalda tenemos que aprender a hacer los movimientos bien hechos, tener la musculatura a tono y no adoptar malas posturas.Cuando realizamos esfuerzos musculares tenemos que hacerlos en las posiciones correctas, sobre todo al levantar peso. Y cuando hagamos ejercicio, calentar un poquito antes. Es diferente levantar un peso en frío que cuando la musculatura ya está caliente. ¿Cómo podemos tratar el dolor de espalda? El tratamiento dependerá del tipo de dolor de espalda. Antes se recomendaba reposo, pero ahora no siempre estamos de acuerdo con esa medida. Debemos saber primero, por qué está provocado el dolor. Si es un dolor de tipo muscular, hay muchos tratamientos de rehabilitación y fisioterapia que lo mejoran muchísimo, sobre todo si además tomamos algún antiinflamatorio o relajante muscular. En este caso es importante que en la fisioterapia nos enseñen a hacer los ejercicios y a adoptar las posiciones correctas para que el dolor no vuelva a producirse. Si es un dolor de tipo articular, ahora hay medicamentos e infiltraciones con bloqueos concretos de ciertos nervios que nos ayudan muchísimo. Y si está producido por una patología discal y está molestando mucho al nervio, provocando una gran ciática, tenemos la posibilidad de recurrir a la cirugía.